POA CIA de DançaPOA CIA de Dança

AS ÚNICAS COISAS ETERNAS SÃO AS NUVENS (LAS ÚNICAS COSAS ETERNAS SON LAS NUBES) es un espectáculo de danza que cultiva el poder de síntesis de imágenes, metáforas, asociaciones inusuales y muchas otras características de la poesía de una de las figuras más extraordinarias en el campo de la expresión literaria nacional, el poeta Mario Quintana.

En el escenario están seres míticos, los ángeles del poeta Mario Quintana que bajo el sonido de su voz y canciones de su tiempo experimentan situaciones cotidianas. Vivencian los opuestos tan presentes en la danza butoh: la belleza y la decrepitud, lo simple y lo complejo, lo cómico y lo trágico; y a través de la poesía, el espectador es transportado a un mundo más allá de las dualidades.

Un espectáculo delicado y estéticamente llamativo, la incorporación de la danza butoh como una forma de dar vida a los personajes extraídos del universo de las obras del poeta lírico cuyo genio se expresa de una manera sencilla y accesible.

En la vista del Este, expresada en la danza Butoh, el intérprete no baila sólo para sí, sino para revivir algo mucho más grande. La invitación es para el público participar y también sumergirse en esta aventura.

Sinopsis del Espectáculo

El espectáculo AS ÚNICAS COISAS ETERNAS SÃO AS NUVENS propone un recorrido coreográfico a través de la obra del poeta Mario Quintana y a través de la danza Butoh. Ya como título trae este epígrafe del poeta haciendo referencia al tiempo, al ciclo del agua, a los cambios que tienen lugar tras el paso de las nubes, eternas en cada momento.

Cuenta el coreógrafo João Butoh: “Desde niño yo colecciono poemas y versos de Mario Quintana, recortes de periódicos y revistas que encuentro. Estos extractos del universo de la obra de Mario Quintana permiten otros cortes que tomo prestado para mi danza, para mi universo tan inspirado en pequeños detalles y fragmentos recogidos a lo largo de mi vida.” De la relación del coreógrafo con la obra del poeta que escribió acerca de las cosas simples de la vida y del encuentro con PORTO ALEGRE CIA DE DANÇA nació AS ÚNICAS COISAS ETERNAS SÃO AS NUVENS. Un espectáculo capturado en las imágenes emocionales de la poesía. Una inmersión en el origen de la expresión.

En que rincón del corazón embriagado por la musicalidad poética  surge la intención de la danza? Cuando los versos del poeta resuenan con el alma, surge un movimiento sutil y profundo que llega al mundo exterior por la movilidad o incluso la inmovilidad de los gestos del cuerpo. Una expresión que va más allá de las ideas, impenetrable en este ámbito. Una explosión sensorial. AS ÚNICAS COISAS ETERNAS SÃO AS NUVENS danza la poesía y los bailarines son dirigidos por la inocencia y la simplicidad de este encuentro, guiados por las manos del coreógrafo João Butoh y por la voz del Maestro Mario Quintana cantando sus poemas.

Escenografía

En un viejo ático el creador y sus creaciones se encuentran.  En este lugar, perdido en el tiempo, el poeta Quintana conversa con sus ángeles. Juntos llevan a la escena los elementos recurrentes en su obra: el baúl, los libros, las veletas, el lampión, los zapatos, las muñecas y las aves. El espectáculo visual, lleno de sorpresas, produce la sensación de estar hojeando un libro vivo  de ilustraciones en 3D, el universo de la obra de Mario Quintana.

Diseño de Vestuario

Los ángeles del poeta Mario Quintana, como los camaleones, se transforman durante el espectáculo. Siguen los estados de ánimo y sentimientos de su Maestro, cambiando de ropa a medida que surgen nuevos sueños, los recuerdos y los deseos del poeta. El maquillaje blanco, típico de la danza butoh, completa estéticamente el vestuario que presenta desde vestidos de flores pintados a mano hasta kimonos estilizados que hacen referencia a la cultura oriental.

La Música

La banda sonora del espectáculo lleva desde la música clásica a la música del folklore brasileño y también canciones del tiempo de Quintana. El punto culminante son poemas que el poeta declama con su voz y gobiernan los movimientos de los bailarines. Una banda sonora para impactar, emocional, para llegar al corazón de cada espectador y hacer que cada persona visite la poesía en su propia existencia.

Así como dijo Elena Quintana: “Creo que la obra de Mario Quintana es muy rítmica y musical, por lo que la idea no es ninguna locura, es un desafío. Por sí misma, la poesía ya tiene ritmo, ya tiene su propia musicalidad. Y la propuesta de la Compañía de Danza es utilizar ese punto, trabajar la poesía con este enfoque”.

La Iluminación

Ayudando a crear un mágico ambiente de  melodías y movimientos, tenemos la iluminación de Maurício Moura. El iluminador también está guiado por el maestro Quintana, se sumerge en sus palabras y le da a conocer a los espectadores todos los matices posibles a las líneas de poesía del poeta.

Testimonios

Otros Espectáculos